España
noticias
  • Educación

Hemos extraído del informe ‘Prepara tu escuela para la Sociedad Digital’ unas recomendaciones dirigidas a docentes y centros educativos «que aspiran a innovar o que ya innovan pero quieren ir más allá».

Unas se pueden llevar a cabo en el momento, otras requieren de una reflexión previa, pero todas las acciones que mostramos a continuación sirven de guía para dar un nuevo rumbo a tu centro educativo. 12 recomendaciones que te ayudarán a cargar las pilas de innovación y volver de las vacaciones listo para seguir preparando a tu escuela para la Sociedad Digital. El consejo principal: «que la escuela se despoje de excusas e innove teniendo muy presente su contexto y punto de partida». Descarga gratis el informe completo.

1. Permitid que el liderazgo fluya, coincida o no con la Dirección. Un liderazgo que, cada vez más, es compartido en equipo.

 

 

2. Desarrollad un proyecto «expansivo», lo más interdisciplinar y curricular posible para que, poco a poco, invada más ámbitos y cautive al profesorado y/o miembros del equipo directivo más reticente.

 

 

3. Diseñad un plan de innovación con líneas maestras claras para evitar ir dando tumbos por el camino de la disrupción metodológica.

 

 

4. Fomentad el trabajo cooperativo generando nuevos espacios curriculares y arquitectónicos en las aulas y otorgando roles rotatorios a los alumnos para incrementar sus competencias. Si se activa la imaginación y la creatividad para crear roles propios,se incrementará la personalización de los proyectos.

 

5. Recurrid a secuencias didácticas innovadoras que integren adecuadamente la pedagogía, los contenidos y la tecnología.

 

 

6. Olvidad el dilema de contenidos- competencias. Trabajar por competencias comporta siempre enseñar contenidos, abarcando también el aprendizaje de habilidades y actitudes.

 

 

7. Huid de los dogmatismos frente al libro de texto. Aunque la mayoría de profesores innovadores se han desprendido de él, a otros les puede servir de muleta en el proceso de transición. En sentido inverso, permitid total libertad para que se creen materiales didácticos imaginativos o se sirva de otros ya creados.

 

8. Derrumbad los muros de las asignaturas y los departamentos. Atreveos con la enseñanza en formato «holístico» o, al menos, permitid que en los proyectos crezcan tentáculos inesperados y conexiones de todo tipo entre distintos ámbitos del conocimiento.

 

9. Concebid la innovación como un proceso de ajuste permanente, con pocas certezas y mucho de aprendizaje a través del ensayo-error. No obstante, tened presente que aprender como profesor no significa tener que nadar a contracorriente en un río de improvisación o caos perpetuos.

 

10. Consolidad un núcleo duro de vanguardia metodológica en el centro que, combinada con la participación de los docentes que poco a poco se van sumando al cambio, refuerza la excelencia en los resultados de un centro.

 

11. Estableced alianzas y colaboraciones con otros centros y agentes del entorno (locales o ajenos). Predicad con el ejemplo: se trata de cooperar y colaborar, no de sentar cátedra sobre el proceloso mar de la innovación.

 

 

12. Meditad permanentemente sobre el impacto del mundo digital en el apredizaje y la función de lo tecnológico en la apuesta pedagógica y curricular del centro. Suena a tópico, pero lo cierto es que la tecnología es neutro: todo depende del uso que le demos.

 

 

12 consejos para transformar el aquí y ahora de la escuela
12 consejos para transformar el aquí y ahora de la escuela