Exposición

Título Intangibles. Una exposición digital de la Colección Telefónica

¿Se puede hacer una exposición de arte sin las obras reales? Esta muestra invita a responder a esta pregunta a través de la tecnología: nueve artistas, nueve experiencias digitales y ninguna obra física. Así es #EspacioIntangibles.

Fecha 11 octubre 2019 - 23 febrero 2020
Links
Intangibles. Una exposición digital de la Colección Telefónica

La web del proyecto

Talleres

Nota de prensa

Material gráfico

Internet, Google, las redes sociales, los teléfonos inteligentes, las apps, los selfies, la realidad virtual, el big data, la inteligencia artificial… La tecnología ha cambiado el mundo, nuestra visión de él y de nosotros mismos. Y, ¿el arte? ¿Cómo ha impactado la revolución digital en la manera de acercarnos al arte y su conocimiento?

‘Intangibles. Una exposición digital de la Colección Telefónicaes un proyecto innovador y experimental que nace como respuesta a los retos que surgen así de la revolución digital y sus imparables cambios. Inspirados en piezas emblemáticas de la Colección Telefónica, ideamos un proyecto expositivo con experiencias digitales que se exhibirá de forma simultánea en siete ciudades de América Latina – Ciudad de México, Mar de Plata, Montevideo, Bogotá, Quito, Santiago de Chile y Lima– y España. Un proyecto disruptivo en su concepto y de carácter global que además trasciende el marco espacio/tiempo, y es que uno de sus puntos fuertes es la simultaneidad: todas las sedes de la muestra estarán conectadas en tiempo real y compartirán algunos de los contenidos y experiencias.

¿Se puede hacer una exposición de arte sin las obras físicas? ¿Es posible emocionarse sin contemplar el objeto artístico? ¿Qué otro tipo de experiencias puede proporcionar una obra de arte expuesta digitalmente? A través de la selección de algunos de lo artistas más significativos de la Colección Telefónica –Joaquín Torres García, Roberto Matta, Juan Gris, René Magritte, Paul Delvaux, Eduardo Chillida, María Blanchard y Antoni Tàpies– la exposición muestra experiencias digitales diseñadas ex profeso para cada una de ellas, aplicando tecnologías que van desde el VR, la fotogrametría, el videomapping, la experiencia inmersiva y envolvente a través de 3D, el desarrollo de software y tecnología de análisis de la imagen o el pintado digital, entre otras.
El objetivo de la exposición es una reflexión sobre cómo la revolución digital ha impactado en la manera de acercarse al arte, en sus límites físicos y sensoriales, en sus posibilidades casi ubicuas de reproductibilidad, o en la fragilidad de ciertos criterios y valores tradicionales; el reto, lograr enriquecer la lectura tradicional de la interacción entre arte y espectador, explorando las posibilidades de la tecnología en la forma en la que miramos, sentimos, interpretamos y aprendemos con las obras artísticas. La tecnología al servicio de la cultura puede amplificar las sensaciones que el arte produce en el espectador, generar distintas emociones, desafiar al público para su participación activa y, sobre todo, abrir nuevas vías al conocimiento sobre el artista y su obra que, en definitiva, es nuestro propósito.
La muestra podrá verse en la planta 3ª del Espacio Fundación Telefónica a partir del viernes 11 de octubre del 2019 a las 14h, y hasta el 23 de febrero del 2020.

El visitante, en el centro

 

‘Intangibles’ es un proyecto también innovador en cuanto a su proceso de ideación y desarrollo. Con la colaboración de Accenture  se ha llevado a cabo un laboratorio de experimentación previa en el que diferentes públicos potenciales y expertos del mundo del arte y la cultura digital han participado en entrevistas y talleres para testar y rastrear qué tecnologías y tendencias eran las más adecuadas para cada obra, sin dejar de lado el discurso y sus características.

A través de esta metodología usada en el campo del diseño denominada design thinking se han incorporado así las voces de visitantes y de expertos en la materia, y se han definido las experiencias digitales más adecuadas para cada uno de los artistas y sus obras. Una selección de material audiovisual que registra todo este proceso está presente en la sala.

La Colección Telefónica se inicia en los años 80 para promover el reconocimiento de una serie de artistas españoles poco representados en los museos estatales. Se adquirieron entonces obras excepcionales de Juan Gris, Tàpies, Chillida, Picasso y Luis Fernández y a lo largo de las dos décadas siguientes, la Colección se va ampliando y abriendo a otros caminos artísticos. Actualmente, la Colección Telefónica se compone de un conjunto de más de 1.000 obras entre pintura, escultura, fotografía y obra en papel y es una de las colecciones corporativas más importantes de España.

Con la colaboración de: 

 

 

 

Tecnología desarrollada por: