César Alierta presenta Profuturo ante la ONU

ProFuturo está presente en 326 escuelas de diez países de América Latina y África y ha formado a cerca de 1.500 docentes. A través de la colaboración con el Fondo ODS de la ONU, se busca multiplicar este impacto.




Tras su reciente nombramiento como Asesor Global del Fondo ODS de la ONU en Educación Digital y Desarrollo Sostenible, César Alierta, presidente ejecutivo de Fundación Telefónica, visitó este viernes 3 de febrero la sede de Naciones Unidas en Nueva York. La visita coincide con la Comisión de Desarrollo Social de la ONU, que se reúne esta semana en Nueva York, y que está revisando estrategias para la reducción de desigualdades.

El directivo y líder del mundo empresarial tecnológico, quien hasta 2016 fue presidente ejecutivo de Telefónica, asesorará al Fondo para los Objetivos de Desarrollo Sostenible de la ONU sobre cómo el uso de tecnologías de la información puede contribuir a incrementar el acceso a la educación para millones de niños y niñas. Esta colaboración se enmarca en el proyecto ProFuturo, una iniciativa de la Fundación Telefónica y la Fundación Bancaria ‘la Caixa’ que aspira a mejorar la educación de más de 10 millones de niños y niñas en 2020 en África, América Latina y Asia, con el objetivo de reducir la desigualdad en el mundo.

SDG4: New Partnerships for Digital Education

Leave your questions for the panel in the comments! Remarks will begin at 8:45am EST.

Publicado por International Peace Institute en Viernes, 3 de febrero de 2017

Objetivos de Desarrollo Sostenible y Tecnologías

 

En un desayuno con representantes de gobiernos, sector privado y Agencias de la ONU en el Instituto para la Paz Internacional organizado por el Fondo ODS, Alierta explicó precisamente que la educación y la tecnología son una “palanca de transformación y mejora de las oportunidades de niños y niñas en situación de vulnerabilidad”. Recordó que el 65% de niños y niñas que inician hoy la educación primaria, ocuparán puestos que aún no se han creado, y que tendrán que ver con la adquisición de competencias digitales. El acceso a una educación de calidad es el Objetivo de Desarrollo Sostenible número 4 y fue aprobado en Naciones Unidas como parte de la Agenda 2030 de Desarrollo Sostenible para el periodo 2016-2030.

Asimismo, Alierta recalcó la necesidad de que instituciones públicas y empresas privadas se unan con el fin de acabar con las desigualdades, reducir la brecha educativa y conseguir así erradicar la pobreza en el mundo.

Tecnologías de la educación para la inclusión social

En un mundo en el que se estima que más de 50 millones de niños no están escolarizados, y que 24 millones nunca pasarán por una escuela, la educación digital, entendida como el uso de las tecnologías de la información para ofrecer contenidos de calidad de un modo accesible, puede permitir avanzar los niveles educativos en los lugares más remotos y en los contextos más vulnerables. Éste es el caso por ejemplo de zonas en conflicto, en donde vive la mayor parte de la población infantil no escolarizada.

Como ejemplo, César Alierta, describió la experiencia de ProFuturo en campos de refugiados, donde a través de un piloto y el uso de tecnología sencilla, el proyecto está permitiendo que familias puedan continuar con su educación y adaptarla al contexto y experiencia específica de personas refugiadas. “El proyecto ha permitido adaptar el currículum, formar a docentes y afrontar los problemas de infraestructuras“, aclaró.


“Estamos convencidos de que tenemos la mejor oportunidad de usar  la tecnología para acelerar el desarrollo y el bienestar social de los ciudadanos  a través de la educación digital”

(César Alierta)


Asimismo, Alierta recalcó que la tecnología asegura el acceso a una educación de calidad a cualquier persona en cualquier lugar del mundo porque “incrementa la motivación de los alumnos, reduce la tasa de abandono, proporciona herramientas a los profesores y prepara a los estudiantes en las competencias y habilidades del Siglo XXI”.

Por este motivo, ProFuturo nace con la misión de proporcionar “las mismas oportunidades a niños y niñas en entornos vulnerables a través de una educación de calidad, personalizada e innovadora que logre transformar su aprendizaje y proporcionarle herramientas para el futuro”. “Estamos convencidos de que tenemos la mejor oportunidad de usar la tecnología para acelerar el desarrollo y el bienestar social de los ciudadanos a través de la educación digital”.

Asesor Global de la ONU

A través de esta colaboración con el Fondo ODS, Cesar Alierta ha sido nombrado Asesor Global en Educación Digital y Desarrollo Sostenible, donde liderará el trabajo en educación digital de este mecanismo de Naciones Unidas, específicamente creado para el logro de estos objetivos mundiales. Se trata de una colaboración pro-bono. En este rol, Alierta promoverá el papel de la educación digital para promover el desarrollo sostenible a través de su triple contribución a la justicia social, a la lucha contra la pobreza y a la protección ambiental.

En palabras de Paloma Durán, directora del Fondo ODS, “es un honor contar con esta generosa contribución de quién es uno de los líderes del mundo de la tecnología“. Además, añadió que “lograr la educación de calidad para todos los niños en todas las partes del mundo es un desafío ambicioso. Para ello necesitamos buscar vías de colaboración entre gobiernos, sociedad civil y Naciones Unidas, donde diferentes actores del desarrollo deben contribuir“.

Como mecanismo interagencial de la ONU, el Fondo ODS, creado con una contribución inicial del gobierno español y al que ya contribuyen otros 20 donantes, ya está trabajando en 23 países contribuyendo al logro de los 17 ODS. Un foco particular de su trabajo es asegurar que los sectores públicos y privados colaboren en nuevas alianzas. En el caso de la educación, la incorporación de tecnologías de la información, es un claro ejemplo de su contribución a la reducción de la brecha educativa y a promover la igualdad.

Un proyecto presente en diez países de América Latina y África

ProFuturo nace con la vocación de transformar la educación de 10 millones de niños en 2020 y actualmente cuenta con proyectos activos en diez países, entre los que se encuentran Angola, Uganda, Colombia, Perú, Kenia, Tanzania y Guatemala. Además, ya son 326 escuelas y cerca de 1.500 profesores los que están implantando el modelo educativo digital y personalizado de ProFuturo y alrededor de 3 millones de niños los que han recibido una educación digital de calidad a través de los programas de educación de la Fundación Telefónica.

Sobre ProFuturo
ProFuturo es una iniciativa puesta en marcha por Fundación Telefónica y la Fundación Bancaria “la Caixa” para reducir la brecha educativa en el mundo e impulsar la educación digital de niños en países emergentes. Su objetivo es proporcionar una educación de calidad a 10 millones de niñas y niños en riesgo de exclusión social, en 2020. Este proyecto tiene vocación de acoger y promover la participación de otras empresas e instituciones. Actualmente tiene proyectos en marcha en África y América Latina, y se extenderá por Asia.