“Gracias, voluntarios”

Juan Diego Flórez pone música a los 15 años de Voluntarios Telefónica con un concierto en el Teatro Real. El homenaje ha congregado a 50 entidades sociales y más de 1.000 voluntarios.




El tenor peruano Juan Diego Flórez ha ofrecido este 29 de octubre, en el Teatro Real de Madrid, un concierto en homenaje a los 15 años del Programa Voluntarios Telefónica, que promueve la acción social de las personas vinculadas al Grupo Telefónica que quieren aportar una parte de su tiempo, sus habilidades, sus recursos y su ilusión en beneficio de la comunidad y de los colectivos más desfavorecidos. “Un programa como este hace grande a una compañía”, subrayó José Mª Álvarez Pallete, presidente de Telefónica.

Nota de prensa

Flórez, en su papel de Embajador Telefónica, ha rendido homenaje a esta labor solidaria con un concierto en el que ha interpretado un repertorio de música elegida por él mismo y destinada al público español haciendo un guiño a la música popular de otros países en los que trabaja Fundación Telefónica. Además del tenor, sobre el escenario del Teatro Real han actuado 30 músicos de la escuela juvenil de Sinfonía por el Perú y 36 intérpretes de la Escuela Superior de Música Reina Sofía. Junto a ellos, también ha participado el coro de la Fundación A la Par, formado por 18 jóvenes con discapacidad intelectual de sus talleres ocupacionales con experiencia vocal. A la Par es una de las entidades sociales con las que colabora históricamente el programa Voluntarios Telefónica.
Este concierto homenaje, que pone el broche de oro al 15 aniversario del Programa, ha congregado a 50 entidades sociales y 1.000 voluntarios de Telefónica. Los asistentes al evento, entre los que se encontraban los presidentes de Telefónica y Fundación Telefónica, José María Álvarez-Pallete y César Alierta; la copresidenta de la Escuela Superior de Música Reina Sofía y presidenta de la Fundación Albéniz, Paloma O’Shea, han podido disfrutar de piezas de Tchaikovsky (Obertura 1812 y 4º Movimiento Sinfonía nº4), Tomás Barrera Saavedra (Adiós Granada), José Serrano (Te quiero morena), Pablo Ara Lucena (Yo vendo unos ojos Negros), José A. Morales (Pueblito Viejo), Arturo Márquez (Danzón nº2), Manuel Casazola Huancco y Miguel Ángel Hurtado Delgado (Ojos azules / Valicha), Ary Barroso (Aquarela do Brasil), Carlos Gardel (Volver), y Agustín Lara (Madrid).

Pura emoción

Durante el evento, conducido por Teresa Parales -Embajadora de Fundación Telefónica-, tanto José María Álvarez-Pallete como César Alierta han pronunciado unas palabras de agradecimiento a todos los voluntarios. Álvarez-Pallete ha recordado que “un programa como este hace grande a una compañía”, y Alierta, por su parte, ha querido hacer un repaso por todos los proyectos comprometidos y solidarios con los que cuenta esta Fundación. Ha recordado así que el objetivo común es “siempre hacer la vida más fácil a los demás‘.

También Gorka Fiel, nombrado voluntario del año el pasado mes de marzo, ha brindado unas palabras llena de emotividad a los asistentes: “Gracias a todos vosotros el mundo es más como debería ser”.

Poco después los chicos del coro de Fundación A LA PAR se subían al escenario para interpretar el tema Mensajes al agua de Macaco y protagonizar uno de los momentos más emotivos del concierto: todo el público cantando “Somos una marea de gente, todos diferentes, rimando al mismo compás […]”. A medida que avanzaba el concierto, la complicidad entre los asistentes y Juan Diego Flórez ha ido en aumento. Mambo, La donna è mobile’ y Cucurrucucú, Paloma fueran las piezas encargadas de cerrar esta fiesta-homenaje. El teatro entero entregado.

Álbum: Un recorrido visual de todo el concierto

Sobre el Programa Voluntarios Telefónica

Voluntarios Telefónica promueve la acción social de las personas vinculadas al Grupo Telefónica que quieren aportar una parte de su tiempo, sus habilidades, sus recursos y su ilusión en beneficio de la comunidad y de los colectivos más desfavorecidos.

Este es el caso de voluntarios como Roberto Beldad Rico, de Valencia, que ha sido voluntario más de 27 años y ahora colabora activamente con Rais Fundación; José Antonio González Estévez, de Madrid, que trabaja con niños autistas en la Asociación Aleph-Tea; Isabel García, de Oviedo, que colabora con Amigos del Perro y el Albergue Municipal de Animales; Ernesto del Moral, de Jaén, que participa en el programa Think Big que apoya el emprendimiento juvenil; o Gorka Fiel Goñi que ha vivido experiencias solidarias en Haití y Ecuador.

El movimiento de voluntariado surgió espontáneamente en Argentina y España en el año 2002 como iniciativa de un grupo de empleados para dar respuesta a una necesidad social. El número de voluntarios y los ámbitos de actuación han ido aumentando progresivamente y diversificándose a lo largo de los años, así como las áreas geográficas de actuación. En este sentido, el programa se ha extendido a los más de treinta países en los que tiene presencia el Grupo Telefónica, desde EEUU a Chile, pasando por Alemania, Inglaterra, China o Israel.

El programa, gestionado desde Fundación Telefónica, es hoy una de las principales iniciativas de voluntariado corporativo en el mundo, con más de 31.000 participantes, impactando en más de 260.000 personas en colaboración con más de 350 entidades sociales.

Cada Fundación Telefónica local lleva a cabo su propio programa de voluntariado corporativo, atendiendo a las características y a las necesidades específicas de cada país, haciendo énfasis en el voluntariado digital. Utilizando todas las herramientas digitales para resolver problemas sociales en ámbitos como la educación y la infancia, la inclusión social, la atención a las personas con discapacidad, el cuidado de medio ambiente, la atención a la salud, la empleabilidad y el emprendimiento.

PARTICIPANTES

Juan Diego Flórez y Sinfonía por el Perú

Con una carrera que incluye actuaciones en los principales escenarios del mundo, Juan Diego Flórez se ha consolidado como uno de los grandes talentos de la ópera con su extraordinaria voz. Su generosidad, carisma y pasión son cualidades que lo distinguen en sus múltiples actividades filantrópicas, además de sus aclamadas actuaciones y grabaciones.

En 2011, Juan Diego Flórez fundó Sinfonía por el Perú, un proyecto social inclusivo inspirado en El Sistema de Venezuela, que tiene como objetivo favorecer el desarrollo personal y artístico de los niños y jóvenes más vulnerables del país a través de la creación de orquestas y coros a nivel nacional. En reconocimiento por su labor, fue nombrado en 2012 Embajador de Buena Voluntad de la UNESCO y fue premiado en enero de 2014 por el World Economic Forum con el Crystal Award. En 2016 se convierte en embajador de marca de Telefónica y ambas instituciones colaboran en el núcleo Telefónica de Sinfonía por el Perú.

Escuela Superior de Música Reina Sofía

La Escuela Superior de Música Reina Sofía nació en 1991 con el doble objetivo de contribuir al desarrollo de los jóvenes de gran talento y acercar la música a la sociedad. Más de 25 años después, la Escuela está considerada entre las principales del panorama internacional.

Los 150 alumnos de 30 países distintos que estudian actualmente en la Escuela son seleccionados únicamente por su mérito, reciben enseñanza personalizada de los mejores especialistas del mundo y actúan en los más de 300 conciertos públicos que la Escuela organiza anualmente para ellos en las salas de mayor prestigio musical de España y el extranjero.

Fundación A LA PAR

La Fundación A LA PAR trabaja por la participación de las personas con discapacidad intelectual en nuestra sociedad. Cree que así será más rica y diversa. En torno a esta misión, la Fundación ha crecido tanto en número de servicios como de personas atendidas, unas mil en la actualidad, y emplea a más de 300.

Creada en 1948, su trayectoria en estos años la convierte hoy en un referente nacional e internacional en el ámbito de la discapacidad intelectual