Emprendedores en la red internacional de Jóvenes Fundación Telefónica

El emprendimiento característico de los peruanos lo representa Brigitte Yulia Chaíña, Joven Fundación Telefónica. Gracias a su espíritu de superación y a nuestro programa está acercándose a su sueño de ser empresaria

Brigitte Yulia Chaíña junto a Javier Manzanares, Presidente de Telefónica Perú.

Brigitte Yulia Chaíña junto a Javier Manzanares, Presidente de Telefónica Perú.




25 de mayo de 2011.- Desde hace algunos años hablar de emprendimiento significa hablar,  obligatoriamente, de Perú; bien sea porque ha sobresalido en el  mundo como uno de los países más emprendedores o, porque en los más recientes reportes, ha decrecido en este aspecto.

A pesar de esta última situación, el país inca tiene tradición de emprendimiento. Los datos son claros y los ejemplos, también. Según el Center for Creative Leadership (CCL), cuatro de cada 10 peruanos entre los 18 y 65 años realiza alguna actividad de este tipo. Brigitte Yulia Chaíña, Joven Fundación Telefónica es una muestra de ello.

Conoció al programa Proniño y pudo dejar de trabajar cuando era menor de edad. Sin embargo, la experiencia de vender “salchipapas” con su mamá para contribuir económicamente en su familia, le despertó un espíritu emprendedor: “Mi sueño es ser empresaria, tener mis spas. Ahora estoy estudiando para tener lograrlo y poder ayudar a mi familia todo el tiempo que sea necesario.”

Para lograr ese sueño ya empezó a sembrar semillas, hoy es un ejemplo de superación y, por qué no, de emprendimiento académico: está estudiando la carrera profesional de enfermería -va en segundo semestre- y, paralelamente, adelanta sus estudios de cosmetología, una carrera técnica.

Con tanta experiencia a sus 18 años, Brigitte tiene toda la autoridad para un consejo dirigido a cualquier persona de cualquier edad: “Les diría que luchen hasta el fin, que la vida no  solamente se trata de tener dinero sino que también tienen que estudiar para que salgan adelante y puedan cumplir todos sus sueños porque, en realidad, lo que tú te pones de meta se puede cumplir”.