Cinco juegos de mesa para utilizar en el aula

Disfruta con tus alumnos agudizando su ingenio e imaginación en clase. Tangram, Scrabble, Dobble... ¿Qué juego de mesa les gustará? Para elegir el más adecuado, simplemente plantéate qué meta quieres alcanzar.




Fomentan el trabajo en equipo, ayudan al desarrollo de habilidades, permiten aplicar lo aprendido en clase… Los juegos de mesa son una interesante herramienta para utilizar en el aula. Mientras los alumnos se divierten inventando historias, creando palabras o diseñando figuras, están reforzando e interiorizando diferentes conceptos de asignaturas como matemáticas, legua y literatura o geografía. Existen multitud de juegos de mesa y muy diversos, nosotros hemos seleccionado algunos de los que pueden ser útiles en tus clases.

 

Story Cubes. Entrena la creatividad

Es un juego muy sencillo, divertido y apto para todas las edades. Consiste en lanzar nueve dados y con los dibujos que aparecen, el participante tiene que inventar una historia. Es un juego que ayuda a entrenar la creatividad y trabajar la expresión oral o escrita de los alumnos. Las imágenes de Story Cubes fueron diseñadas por Rory O’Connor, un irlandés especializado en solucionar problemas creativos.

Scattergories. Agilidad de vocabulario.

Este clásico de los juegos de mesa permite trabajar el vocabulario, la agilidad mental y la creatividad. La dinámica del juego es muy sencilla: se lanza un dado que contiene las letras del alfabeto para elegir una de ellas. A continuación, cada jugador debe rellenar con palabras que empiecen por dicha letra las diferentes categorías establecidas. Una ventaja de este juego es que lo puedes adaptar fácilmente a la temática de tu asignatura.

scattergoris-tema-juegos-mesa

Scrabble. Palabras cruzadas

Con este famoso juego de mesa, seguimos trabajando la agilidad de vocabulario y la creatividad. Además se ponen en práctica algunos cálculos matemáticos. En Scrabble cada jugador tiene que intentar ganar la mayor puntuación posible mediante la construcción de palabras. Estas se forman horizontal o verticalmente sobre un tablero. Es un juego bastante útil para practicar, por ejemplo, el vocabulario de otros idiomas que se estén enseñando en el aula.

Tangram. Sentido espacial e imaginación

El tangram es una especie de rompecabezas dividido en siete piezas y consiste en utilizar esas piezas para formar figuras. Es un juego con el que se desarrolla el sentido espacial, se estimula la atención, la percepción visual, el razonamiento lógico espacial, la concentración y la imaginación. Si nos centramos en la asignatura de matemáticas, se puede utilizar como apoyo al aprendizaje de las áreas, las fracciones o los porcentajes, por ejemplo.

Dobble. Observación y reflejos

Es un juego de observación, reflejos y rapidez. Consiste en buscar el símbolo que se repite en dos cartas antes que los demás. Hay 55 cartas con más de 50 símbolos. ¿Quién será el más observador?

dobble-juegos-mesa